¿Cuál es la mejor forma de elegir productos sanos?

Listado de ingredientes

¿Cuál es la mejor forma de elegir productos sanos?


A lo largo de los últimos años, los medios de comunicación, las redes sociales y la sociedad en general han conseguido que, a la hora de ir al supermercado, creamos que lo más importante son las calorías de los productos. Sin embargo, esto no es del todo cierto ya que un número de calorías más alto o más bajo no significa que el producto sea más saludable o menos saludable.

Por ejemplo: Por un lado, el aceite de oliva es un alimento que presenta un elevado número de calorías, pero al mismo tiempo sus ingredientes y nutrientes son excelentes para mantener una buena salud. En contraposición, los productos “light” o “sin azúcares”, a pesar de que tengan pocas calorías, muchas veces contienen ingredientes poco interesantes (grasas perjudiciales, edulcorantes ocultos, potenciadores de sabor, etc) con el objetivo de que te resulte agradable en el paladar.

¿Qué importa más entonces? Desde nuestro punto de vista, sin duda es el listado de ingredientes.

El listado de ingredientes aparece por ley en todos los productos comercializados y, aunque suele venir con letra muy pequeña, es importante que nos paremos a observarlo.

¿Qué trucos podemos aplicar para asegurarnos de que compramos productos nutritivos?

  1. El orden en qué aparecen los productos. El orden en el que van nombrándose los ingredientes indica la cantidad que tiene del mismo de mayor a menor cantidad. Por ejemplo, si compramos un pan integral, lo razonable sería que el primer ingrediente fuera harina integral, si no es así, entonces es mejor buscar otra marca donde sí ocurra.
  2. El número de ingredientes. Cuanto más corto sea el listado de ingredientes, más probabilidades hay de que se trate de un producto nutritivo, ya que no ha hecho falta mucha materia prima para prepararlo. Por ejemplo, un buen salmorejo comercial solamente llevará tomate, pan aceite, vinagre, y sal
  3. Ingredientes “normales”. Cuanto más familiares te resulten los nombres que aparecen en el listado de ingredientes, más probabilidades hay de que se trate de un producto nutritivo, ya que esto indica que los materiales utilizados son alimentos de toda la vida, al igual que el salmorejo mencionado en el ejemplo anterior.
  4. Cuantas menos etiquetas veas en un producto, más saludable será. Esto se debe a que los productos frescos (carnes, pescados, legumbres en grano, huevos, frutas y verduras frescas…) no tienen por qué llevar un etiquetado con listado de ingredientes.

Si deseas aprender sobre este u otros temas relacionados con los hábitos alimentarios, pide más información sobre cómo perder peso y mejorar tu salud a nivel integral (nutrición, psicología y deporte) a través de nuestro Método Alinea.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

Abrir chat